info@webeate.com
webeate@webeate.com

¿Diseño Web Universal? o ¿Diseño Web específico?

Hay un dicho que se oye habitualmente “Si no estás en Internet no existes”, es cierto, pero eso no significa que haya que estar de cualquier forma. En el Diseño Web no todo vale, hay que determinar hacia qué público nos queremos dirigir, hay que orientar el diseño de la Web hacia ese público objetivo. Cada empresa o negocio tiene sus clientes determinados, de unas edades y unas tendencias diferentes.

 

En consecuencia en el Diseño Web, como en otros campos de la vida, si quieres llamar la atención del público al que pretendes dirigirte tienes que conocer y adaptarse a los gustos del sector al que pretendes cautivar con tus productos o servicios.

 

Wordpress-Web-Design

 

 

El Diseño Web Universal no es efectivo.

 

Un Diseño Web que guste a todos los usuarios, es del todo imposible. Cada Web va dirigida a un público concreto y conviene tenerlo en cuenta a la hora de poner en marcha el proyecto de una Web. Una vez que el cliente ha definido su público objetivo, hay que centrar el Diseño de la Web hacia ese público, hay que realizar un estudio de los gustos y exigencias del grupo al que pretendemos llegar y realizar un diseño acorde a estas características si pretendemos captar su atención.

 

¿Cuál es el Diseño Web Perfecto?

 

El mundo del Diseño Web tiene muchos colores, texturas y facetas. Ya hemos comentado antes que un Diseño Web perfecto es imposible, sin embargo esto no quiere decir que no haya que esforzarse por conseguir el Diseño de la Web más exclusiva y peculiar. Hay que intentar satisfacer a nuestros clientes y en segunda opción intentar captar a la mayor cantidad de público posible.

 

En este mundo del Diseño Web, existen opciones casi infinitas y pretender clonar una web por qué te guste no es una buena idea. Cada empresa tiene que plasmar su propia identidad y valores en su web, que es su propia extensión en la Red, en consecuencia, ser igual que otra no es la solución.

 

Diseñar la Web en el idioma de los usuarios a los que van destinada es muy importante.

 

Otro defecto que generalmente se ve en muchas web es el idioma que habla la web y el que hablan los usuarios. Cuando nos referimos al idioma no nos referimos al lingüístico (aunque en algunos caso también) sino a la forma de expresar los contenidos, muchas veces se opta por utilizar términos tan técnicos para enmascarar otras deficiencias que al final lejos de atraer a nuestros visitantes hacia los servicios que ofrecemos los expulsamos, ya que no nos entienden y no llegan a entender si precisamente esto que le estamos transmitiendo es lo que ellos necesitan o no.